Idioma

MENÚ
Pedro Oriol explica cómo ha vivido el histórico triunfo de Sergio García en Augusta

¿Eso no es perfección?

Pedro Oriol
Jueves, 13 Abril 2017 12:40
Sergio García señala al cielo con la chaqueta verde.
Sergio García señala al cielo con la chaqueta verde.


Ha sido un largo invierno pero la espera ha acabado. La semana que viene vuelvo a la competición en el Challenge Tour de Turquía, en el espectacular campo de Gloria GC, donde se juegan las Final Series del Tour Europeo. Es mi primera vez en Turquía, lo que sumado a que el campo es una pasada y que es el primer torneo la energía está a tope.

Estas últimas semanas he podido competir en varios torneos y algún pro-am para poner en marcha todo lo que he trabajado y ha sido un gran entrenamiento. Al final, donde se aprende de verdad y se avanza es compitiendo.

Jugué el Gambito (Circuito Español) de Peralada y vi cosas positivas y disfruté volviendo a competir, lo echaba de menos. Ojalá el Circuito Gambito consiga afianzarse en España, se lo merecen sin duda alguna, ponen muchas ganas y mucho amor en sus torneos y el trato hacia nosotros es tremendo. Creo que sería muy positivo para el mundo profesional español.

También he competido en el Circuito de Madrid donde gané la prueba de Torrejón. Los profesionales madrileños tenemos mucha suerte con el apoyo que recibimos de la Federación de Golf de Madrid, gracias a su circuito, muchos podemos seguir sintiendo la adrenalina de la competición si no tenemos donde jugar durante un tiempo, y el nivel es altísimo y se gana con vueltas muy bajas.

Además, he jugado un torneo por am en Lleida organizado por Carlos Pigem y su sponsor Atlas Energía en Raimat CG, que ha reunido a 25 pros españoles que nos hemos batido el cobre durante dos días, aunque al mismo tiempo jugamos con amateurs a los que intentamos ayudar con su golf y que ganen sus respectivos premios. Menudo planazo, buen ambiente entre amigos y tiempazo. ¡Bravo por la familia Pigem!

Por supuesto no me iba dejar en el tintero ¡la victoria de Sergio en Augusta!

Muchos dudaban, pero yo no tenía ninguna duda de que este momento llegaría y además ha llegado de una manera casi poética. Estaba escrito.

El domingo era el 60 cumpleaños de Seve... Seguro que algo habrá tenido que ver. El último en ganar con eagle al 15 un domingo, como hizo Sergio, fue José María Olazábal hace ya 24 años.

Cuando ganó Sergio de amateur en el 99 Jose María ganó su segunda Chaqueta Verde.

Pero hay más, el año pasado Willett tenía el número 89 del torneo y ganó. Pues bien, Sergio tenía el mismo número este año. Y sí, también ganó antes en Dubai. Como Willett.

En fin, coincidencias, pero sobre todo justicia. Ha tardado en llegar, pero él se lo merecía más que nadie. Menuda arreón de fe y lucha final que tuvo en la fase final del torneo.

Justo ha ganado cuando Jon Rahm aparecía en escena (¡menuda aparición!) Y seguro que esto le habrá impulsado. Y estoy seguro de que a Jon también le va a llegar su victoria de major. Aunque yo creo que lo que le ha impulsado es toda la serenidad que rodea ahora su vida personal, claves para un jugador a la hora de competir y tener el coco en su sitio.

Ayer leía unas palabras de Olazábal en Marca donde cuenta que tiene un amigo que se come las cerezas de su cerezo antes de que maduren porque si no los gorriones y zorzales se las comen y el no las disfruta, pero al final ni las disfruta él ni los pájaros. A Sergio desde el minuto 1 se le ha exigido la perfección y eso ha podido jugar en su contra y cuando se veía que no llegaba el deseado major, se le ha enterrado. Él mismo se cansó durante algunos momentos, pero estoy seguro que por dentro nunca ha dejado de creer.

Un jugador que apenas sale del top 10 mundial. El único jugador en activo que ha jugado todos los majors desde su paso al profesionalismo. Que esta cada dos años en la Ryder por méritos propios y que prácticamente gana torneos internacionales cada año en los escenarios más exigentes, sea PGA Tour, Tour Europeo o Asia. ¿Eso no es perfección? Y ahora ganador de Major. Y seguro que no será uno solo. Sergio es un jugador único y estar ahí arriba siempre es casi imposible. Ha hecho historia en el deporte español.

En fin, entre la tremenda entrada en escena de Jon (menudo crack) y el major de Sergio, ¡qué momento más emocionante para el golf español! Ojalá ayude a que tire para arriba y que tengamos un Open Español como la copa de un pino. ¡El golf español se lo merece todo!

Deja tus comentarios

Post comment as a guest

0
Your comments are subject to administrator's moderation.
  • No se encontraron comentarios